El auto corrector

Buenas Buenas mi rrrrazzza… El Zorro estaba muy orgullosos pues los directivos de Camino Real le dieron chanza de ponerse a cargo de la nave majestuosa durante una breve ausencia cuidadosamente programada con anticipación. Pues resulto un verdadero problema.

Entre las patitas de El Zorro y el teclado, más el auto corrector que tiene mente propia, el caldo se hizo engrudo y la edición anterior se hizo acreedora al Premio Intergaláctico de Ortografía Dudosa otorgado por la Academia I-rreal de la Lengua.

Para aquellas almas piadosas que no se dieron cuenta… nuestra primera- mega-ultra metida de pata fue haber puesto cara B ana en vez de cara V ana, como debe ser. Para esas otras almas, no tan piadosas, que se dieron cuenta y nos lo refregaron, en fin, que para esas otras almas les demostraremos nuestro sincero agradecimiento con una suscripción gratuita por un año a Camino Real, que comenzará a partir de enero del 2023.

Obtenga su premio siguiendo estos sencillos pasos:

Envíenos a [email protected] una “selfi” suya sosteniendo el Camino Real en su mano izquierda (cualquier otra mano hará que su solicitud no sea tomada en cuenta). Acompañe el correo con un texto conteniendo este texto “cara V ana va con V como Vicente, Victoria y Verdura”.

Cheque o “monei order” por 24 dólares para cubrir impuestos. (El periódico es gratis).

Receta de la capirotada o chile colorado de su abuelita. Todo bien explicado en letra cursiva.

Y respuesta a la siguiente pregunta: ¿Cuál es el apellido de Dona Ana? Los nombres y fotos de las ganadoras y los ganadores serán publicados al final del 2022, para que estén atentos a la edición de enero del 2023 y que no se las robe el vecino de enfrente.

Nuestro número 94 entra así al Salón de la Fama y se convierte en Edición de Colección. En un tiempo puede ser que alguien la ofrezca en el “ibei” (ebay) por millones de dólares, quien sabe.

Bueno. ¿Qué pasó?, ya pasó y no volverá a pasar. Quedó en el pasado. Hasta a los mejores les pasa. Imagínese mi rrrrazzza como nos irá a pasar nosotros. Así que este Zorro se despide dejándolos con una humilde mirada hacia abajo y pidiéndoles que coman más frutas y verduras, tomen mucha agua y ya perdonen el error que cometimos. ¡Salucita mi gente!

A %d blogueros les gusta esto: